Nota de prensa de 30/12/2009

INDICADORES DEMOGRÁFICOS COMARCALES, 1980-2000 (IDC 80-00)

La esperanza de vida ha aumentado en todas las comarcas de la C. A. de Euskadi

Aunque las comarcas rurales alavesas siguen teniendo la esperanza de vida más alta, las diferencias han disminuido

La esperanza de vida de los habitantes vascos está muy próxima, e incluso por encima en el caso de las mujeres, a la de los países más desarrollados, según datos elaborados por Eustat. Su aumento ha sido espectacular, ya que desde 1980 a 2000 el incremento en ambos sexos ha sido de algo más de 5 años.

En todo este período la esperanza de vida registrada en las comarcas alavesas ha superado a las de Bizkaia o Gipuzkoa, sobre todo en el caso de las mujeres. Pero han sido las comarcas vizcaínas las que en estos 20 años han experimentado los incrementos más elevados, si bien partían de los valores más bajos.

Entre los hombres la comarca que más ha visto crecer su esperanza de vida ha sido la de Donostia-San Sebastián (6,4 años) y entre las mujeres la Llanada Alavesa (6,1 años). Pero también es debido a que en 1980 presentaban unos índices mínimos. El resto de las comarcas alavesas son las que presentan unos incrementos menores durante estos 20 años en ambos sexos, incluso es negativo para los varones de Valles Alaveses.

No obstante, el hecho más importante de la evolución de la esperanza de vida entre 1980 y 2000, aparte de su incremento, es la tendencia hacia la homogeneización de los años de vida entre los diversos ámbitos territoriales de la C. A. de Euskadi. A nivel de territorio y entre los varones esto es evidente, ya que de una diferencia en esperanza de vida entre Álava y Bizkaia de 2,8 años en 1980 se ha pasado a 1 año en 2000. Entre las mujeres también ha disminuido, pero en menor medida, ya que ha pasado de 1 año a 0,3 en este período.

Si se calcula la diferencia entre la comarca de más esperanza de vida y la de menos en estos 20 años, tenemos que la de los varones presenta una evolución de disminución constante, partiendo de 8,4 años en 1980 a 2,5 años en 2000. Por otro lado, las diferencias entre las mujeres han seguido una variación menos acusada, ya que sólo han disminuido en algo más de 2 años en este período.

Dentro de los territorios, las comarcas de Álava son las que más han experimentado esa tendencia al ajuste de las esperanzas de vida, aunque partían de una desigualdad mucho más alta. Ésta ha sido más patente entre los hombres, ya que de una diferencia de 6,4 años en 1980 se ha pasado a 1,3 en 2000, mientras que entre las mujeres sólo ha disminuido en 1,6 años (de 5,9 años en 1980 a 4,3 en 2000), lo que ha hecho que la diferencia entre las comarcas con el índice más elevado y el mínimo sea la más alta de los territorios y de los sexos.

En las comarcas de Bizkaia y Gipuzkoa las diferencias al principio del período eran mucho más reducidas; concretamente la más elevada se daba entre los hombres de Gipuzkoa con 2,9 años. Cuatro lustros más tarde la diferencia era un poco más baja, salvo entre los varones de Bizkaia, que aumentó en casi un año.

La fecundidad continúa en unos niveles bajos, aunque se ha dado una ligera recuperación

La evolución de la fecundidad en las comarcas ha seguido la misma tendencia que la total de la C. A. de Euskadi. Entre 1980 y 1995 disminuyó en todas ellas con más o menos intensidad y desde 1995 al 2000 se dio una recuperación, aunque bastante débil. En 1980 ninguna comarca superaba los 2,1 hijos por mujer. La que más se acercaba era la Rioja Alavesa, con 2,05, mientras el Bajo Deba sólo alcanzaba 1,25 hijos por mujer.

Hasta 1995 el descenso de la fecundidad fue tan acusado que sólo siete comarcas superaban un hijo por mujer, siendo Urola Costa la que presentaba un índice más alto, aunque sólo alcanzaba el 1,2. Le seguían Tolosa y Plentzia-Munguia con 1,1. En ese año los Valles Alaveses tenían la fecundidad más baja de todo el período estudiado con 0,66 hijos por mujer.

En el año 2000 en todas las comarcas se incrementó la fecundidad respecto a 1995, pero de una manera bastante exigua. Urola Costa, que era la comarca con el índice más elevado, apenas alcanzaba 1,3 hijos por mujer y Valles Alaveses seguía presentando la fecundidad más baja, con 0,72.

En estos 20 años hay dos comarcas que han reducido su fecundidad a la mitad, Valles Alaveses y Markina-Ondarroa, estando la Llanada Alavesa y la comarca del Gran Bilbao muy cerca de ese descenso. Hay que destacar que en las comarcas de Gipuzkoa, salvo Donostia-San Sebastián, el descenso de la fecundidad ha sido menor que la media de la C. A. de Euskadi, sobresaliendo el Bajo Deba que sólo pierde un 14% de fecundidad.

Una característica común a casi todas las comarcas en el año 2000 es la concentración de los alumbramientos alrededor de la edad media a la maternidad, ya que más de siete de cada diez alumbramientos tiene lugar entre los 30 y los 39 años, mientras que 20 años antes en estas edades sólo se producían en torno al 35% de los nacimientos.

Por otra parte, la edad media a la maternidad, que en 1980 rondaba los 29 años en todas las comarcas, en 2000 se ha elevado en más de 3 años en bastantes de ellas. Las comarcas de Valles Alaveses y Montaña Alavesa son las únicas en las que no han aumentado más que en 2 años la edad media, pero es que ya tenían la más alta en el año 1980.

Desciende la nupcialidad y se retrasa el matrimonio

En 1980 prácticamente un tercio de los varones y de las mujeres de la C. A. de Euskadi se quedaría definitivamente soltero, pero en 2000 aumenta a casi la mitad. Esta evolución es más acusada en los varones, ya que su número de primeros matrimonios (ISN) que acabarían por celebrarse desciende en casi 11 puntos en este período, mientras que entre las mujeres sólo lo hace en 4,6.

Las mujeres de la C.A. de Euskadi se casan en promedio más de 2,3 años antes que los varones y esta diferencia prácticamente se mantiene estable desde 1980 al 2000. Pero lo más significativo es que la edad al matrimonio se ha elevado en algo más de 5 años en ambos sexos. La comarca de Valles Alaveses ha presentado prácticamente la edad media más elevada durante este período en ambos sexos, mientras que la mínima ha variado entre comarcas de Álava y Gipuzkoa en los varones y entre Álava y Bizkaia en las mujeres.

Respecto a la evolución, resulta significativo que las comarcas que en 1980 presentaban ISN muy reducidos (Bajo Deba, Alto Deba, Goierri o Tolosa) en lugar de compartir la evolución general de descenso de la nupcialidad hayan mantenido e incluso aumentado la intensidad de la nupcialidad hasta equiparar sus índices con los del resto de comarcas en 2000. De esta forma, mientras en 1980 Arratia-Nervión, por ejemplo, duplicaba el ISN del Bajo Deba, en el año 2000 los residentes en esta comarca se casan un 8% más que en aquélla.

Otra característica significativa de la evolución en el comportamiento de la nupcialidad se encuentra en la variación de la intensidad por sexo. En 1980 un número importante de comarcas presentaba un ISN superior para los varones, entre ellas el Gran Bilbao y Donostia-San Sebastián, aunque las diferencias se han reducido hasta tal punto que ahora la primonupcialidad es más frecuente en las mujeres.

Por último, en cuanto a las comarcas en las que están las capitales, mientras en 1980 la Llanada Alavesa conseguía el indicador más elevado tanto en hombres como en mujeres seguida del Gran Bilbao y Donostia-San Sebastián, en 2000 es esta última la que registra los ISN más elevados, pasando la Llanada Alavesa a ocupar el último lugar (aunque las diferencias no son tan amplias como veinte años antes).

Nota metodológica: Hay que hacer notar que los índices aquí presentados se calculan sobre agrupaciones de cinco generaciones, para lo cual se contabilizan los sucesos de cinco años antes y cinco años después de la fecha de referencia. Por ejemplo, para los indicadores de 2000-2001 se contabilizan las defunciones, los nacimientos y los matrimonios ocurridos entre 1996 y 2005 para las generaciones agrupadas quinquenalmente a 31 de diciembre de 2000.

Para más información:

Euskal Estatistika-Erakundea / Instituto Vasco de Estadística C/ Donostia-San Sebastian, 1 01010 Vitoria-Gasteiz Tlf:+34-945-01 75 00 Fax:+34-945-01 75 01 E-mail: eustat@eustat.es Persona de contacto: Martín González Hernández Tlf:+34-945-01 75 49 Fax:+34-945-01 75 01 Notas de prensa en Internet: www.eustat.es  

Castellano
Ficha de producto
Ficha de producto

La esperanza de vida ha aumentado en todas las comarcas de la C. A. de Euskadi

Operación : 
Indicadores para el análisis de los fenómenos demográficos
Código operación : 
010121
Periodicidad : 
Quinquenal
Periodo de referencia : 
INDICADORES DEMOGRÁFICOS COMARCALES, 1980-2000 (IDC 80-00)
Fecha actualización : 
30/12/2009
Próxima actualización : 
Clase de operación : 
Síntesis
Formatos disponibles : 
Formato pdf
Licencia : 
Creative Commons
Permalink : 
http://www.eustat.eus/elementos/not0005595_c.html
Org. responsable : 

Otros productos estadísticos

Datos

Banco de datos

Microdatos

Metadatos

Códigos y nomenclaturas

Cuestionarios

Información auxiliar

Calendario

Su feedback.   Ayúdenos a adaptar nuestra web a sus necesidades

¿Cómo valora usted la información de esta página?
Muy útil
Útil
Poco útil
Nada útil
¿Tiene alguna sugerencia que hacer?
Si, tengo
Enviar